Abad, abadesa


Los sueños en que intervienen personajes revestidos de carácter sacerdotal, como el abad o la abadesa, y sean de la religión que sean, revelan la necesidad de confiar en nuestros problemas a alguien que sepa comprendedlos y nos ayude a solucionarlos.

Lo importante es recordar la actitud y los consejos del abad (o del personaje sacerdotal de que se trate), pues casi siempre encierran la solución o el consuelo buscado.




Abadía


De forma similar deben interpretarse los sueños en los que aparecen edificios o templos religiosos, como la abadía, pero en este caso lo que revelan es la existencia de inquietudes o dudas intelectuales, morales o espirituales.

Lo importante del sueño es nuestra actitud ante la abadía, que reflejara la intensidad y la motivación de dichas inquietudes. Así, por ejemplo, si pasamos ante la abadía, pero sin entrar en ella, significa que nuestras inquietudes todavía no se hallan bien definidas ni encarrilladas, pero si entramos en la abadía es indicio de que ya vislumbramos hacia donde debemos dirigirlas. Pero si ademas nos vemos rezando en la abadía, no existe la menor duda de que la inquietud no tardara en convertirse en certeza y felicidad.



Abadernado


Soñar con un abanderado o serlo uno mismo significa que nos hallamos en vistas a una promoción profesional que sera para bien o para mal según las circunstancias que ocurren en el sueño.

Ser abadernado en un combate en el que la victoria se consigue de forma brillante y sin grandes bajas aseguras que ya disponemos de la capacidad y conocimiento necesario para desempeñar con éxito dicha promoción o responsabilidad.

Si la victoria se consigue en una lucha muy cruenta con grandes bajas por ambos lados quiere decir que todavía no estamos suficientemente preparados para asumir dicha responsabilidad y que - al menos en una primera etapa - podemos vernos tentados a emplear métodos poco éticos o correctas para afirmarnos en la nueva posición.

Pero si en lucha nuestro bando es derrotado debemos considerar la conveniencia de rechazar una proposición o un empleo que esta por encima de nuestras posibilidades reales y que a la larga puedo resultar desastrosa bajo todos los conceptos.



Abandono, abandonar


Es un sueño bastante frecuente y con infinidad de matices. En primer lugar debemos distinguir entre el vernos abandonados y el ser nosotros los que abandonamos a alguien o algo.

Cuando el abandonado es uno mismo, suele tratarse de de un mal sueño, a menos que nos veamos abandonados por gente poderosa, en cuyo caso indica la posibilidad de liberarnos de su dominio, lo que abre la esperanza de una vida mejor. También cuando en sueños nos abandona el (o la ) amante puede significar una liberación semejante.

En todos los demás casos siempre asegura problemas y dificultades. Así, si quien nos abandona es la madre, se trata de dificultades materiales, si es el padre, que faltara la voluntad necesaria para emprender y llevar a cabo lo que se desea, si es el cónyuge son circunstancias materiales difíciles que se están produciendo a causa de nuestras propias acciones.

Cuando somos nosotros mismos quien abandonamos algo o alguien, significa que estamos viviendo atados a unos principios o hábitos ya periclitados, o quizás que vivimos aprisionados por el medio ambiente, la familia o amistades que están coartando nuestras mejores posibilidades.

Lo que abandonemos en este sueño nos aclara cual de dichas causas nos retienen prisioneros, y por lo tanto, de lo que debemos liberarnos o al menos modificar sensiblemente.

Los sueños de abandono también pueden ser un aviso de que nuestra salud deja algo que desear en algún aspecto, por lo cual lo primero que debes hacer ante semejante sueño es una revisión medica que aclara si lo que falla es la salud o nuestra actitud ante la vida.



Abanico


El abanico es un signo de coquetería, de intriga y de ligeras perfidias. Un abanico tanto sirve para darse aire como para atizar el fuego, y es en este sentido de incrementar fuegos superficiales y efímeros, de coquetería e intriga, que debemos interpretar los sueños de abanicos.

En estos sueños quien maneja el abanico es quien lleva la iniciativa en el mundo real. Si somos nosotros, es que nos movemos y actuamos inmersos de la frivolidad; mientras que si nos limitamos a ver como lo maneja otra persona, es que son los demás quienes nos incitan y desean citas de amor clandestinas.



Abdicar


Todo sueño de abdicación equivale a reconocer que se esta ejerciendo un exceso de autoritarismo sobre quienes dependen de nosotros, ya sea en el hogar o en el trabajo.

La consecuencia que debemos sacar de este sueño es la de aminorar este excesivo dominio y dar mayores libertades a los demás, pues de lo contrario llegaremos a perderlo todo.



Abejas


Pronostican el éxito y la prosperidad gracias a la laboriosidad y al trabajo en equipo.

Si las abejas fabrican la miel en nuestra casa, en nuestras propiedades, el éxito y la fortuna están asegurados.

Ser picado por una abeja representa la existencia de un peligro para nuestra reputación a causa de la maledicencia.

Ver abejas enfurecidas que nos atacan augura conflictos con los asociados, o que se esta abandonando el trabajo a causa de la búsqueda de placeres, lo que puede acarrear desgracias y la ruina final.

Matar abejas es el peor sueño sobra las mismas, pues indica que la ruina es inevitable y esta próxima.

Por ultimo verlas sobre un flor es símbolo de un amor naciente.






Abejorros


Soñar abejorros es indicio de que alguien intenta perjudicarnos, y a un agricultor le aconseja vigilar su cosecha y no olvidar el mas nimio detalle si no quiere perderle.

Cuando en el sueño matamos a los abejorros es seguro que descubriremos a tiempo las trampas que nos han sido tendidas.



Abertura


Cuando soñamos que se nos aparece una abertura es una señal de esperanza: existe una salida a nuestras cuitas.


Abeto


Representa a un amigo sincero que debemos conservar, procurando no herirlas jamas.


Abismo


Soñar que caemos en un abismo es el aviso de que esta próximo el final catastrófico de una situación, debido a que las bases en que se asienta nuestra vida, ya sea moral, económica o profesionalmente, se están derrumbando por resultar falsas o inadecuadas, lo que hace necesario buscar con urgencia que existe de malo en las mismas, para corregirlas y adecuarlas a la verdadera situación.

Solo una vez despiertos, cuando hagamos un análisis lucido de la situación actual, podremos conocer si el peligro es moral, económico o profesional, pues en muchos cambios lo que el sueño nos revela es nuestro intimo temor a ceder a lo que consideramos bajos instintos.

Si soñamos que caemos en un abismo pero logramos salir del mismo, o que nos vemos obligados a cruz-arlo sobre una débil pasarela, es que existe una posibilidad de recomponer la situación y recobrar la felicidad, pero todo ello después de grandes dificultades.

Si vemos el abismo pero no llegamos a caer en el es que todavía estamos a tiempo de evitar los males que nos amenazan.


Abjurar

Nos espera una gran decepción.



Abluciones


Es signo de vitalidad, franqueza y sana alegría, en especial si las realizamos en un agua limpia y clara. Si el agua esta turbia es que a pesar de tan buenas condiciones, algún ligero pesar o decepción nos esta rondando.



Abogado


Un amigo necesita nuestra ayuda y protección.



Abordar, abordaje


Los sueños de abordaje presagian la necesidad de cambios profundos en nuestras vidas o en nuestra moral, aun cuando para ello tengamos que recurrir a violencias mas o menos manifiestas.

Si soñamos que somos victimas de un abordaje es en nuestro interior estamos ansiando un cambio profundo y no somos capaces de llevarlo a cabo a pesar de que nuestra vida actual no se corresponde a las verdaderas apetencias y ambiciones. Este sueño nos pronostica que no tardara en interrumpir en nuestra vida algo o alguien que sirviendo de detonante la transforma por completo.

Si los protagonistas del abordaje somos nosotros, para realizar un pronostico es necesario ver como termina la operación, pues si triunfamos con relativa facilidad es que ha llegado el momento de emprender el cambio por nuestra cuenta, arrollando cuanto nos lo intente impedir.

Pero el triunfo no alcanza a verse, o terminar en fracaso, es que no ha llegado el momento de iniciar el cambio y aun cuando el sueño nos haga consciente de su necesidad, conviene esperar a que la situación sea mas propicia.


Aborto


Si nos atañe personalmente augura que algo no llegara a su feliz termino y que nos veremos afligidos por crueles decepciones.

Si vemos abortar a una mujer y ayudamos a realizarlo es de temer que nos alcance una enfermedad aguda o suframos una herida o accidente.

Si nos limitamos a verlo, pero totalmente ajenos del mismo, limitándonos a ser espectadores, es que nuestros proyectos se verán retrasados por causas imprevistas.



Abrazo, abrazar


Por lo general, los abrazos en sueños - tanto si los damos como si los recibimos - suelen presagiar la partida de un amigo o son un aviso de que no todas las muestras de afecto son sinceras, que solo debemos fiarnos de los amigos probados, y estos son muy escasos.








Abrevadero


Soñar un abrevadero es signo de tranquilidad y reposo, y si ademas vemos como en el mismo apagan su sed caballos u otros animales, es un indicio de que recibiremos buenas noticias, una pequeña herencia o una donación.

Si el abrevadero lo soñamos vació y seco pronostica perdidas de poca importancia.

Pero un abrevadero no es el mejor lugar para apagar nuestra sed, por límpidas que sean sus aguas no debemos olvidar que ha sido creado por los animales, no para los hombres. Así pues, si lo que sueñas es que bebes en el, ten cuidado, estas equivocando el camino de tu felicidad. Medita sobre esto y busca otras fuentes de mas idóneas en que calmar la sed de tu espíritu o la necesidad de amor.



Abrigo


Dos son los papeles que el abrigo desempeña en nuestra sociedad: el de protección y el de esconder lo que hay debajo.

También en sueños el abrigo desempeña estas dos funciones, pero mientras que en la realidad una no prejuzga a la otra, en sueños van íntimamente unidas, de tal modo que soñar que llevamos un abrigo significa que estamos escondiendo nuestra verdadera personalidad bajo la capa protectora de unas falsas apariencias.

Si es otra persona quien lleva el abrigo es que existe a nuestro alrededor persona que bajo agradables apariencias esconde intenciones egoístas.



Absceso


Si en sueño vemos a alguien padeciendo de un absceso significa que tenemos, o tendremos problemas emocionales con otra persona, se trate o no de aquella con quien hemos soñado.

El grado de maduración en que vemos el absceso nos indicara la próxima evolución de dichos problemas. Si el absceso es duro y sin madurar, es que el problema no ha llegado a su punto álgido, mientras que si ya esta maduro - o mejor todavía, abierto - este problema emocional esta a punto de salir a flote y solucionarse definitivamente.

Si somos nosotros los que padecemos el absceso nos indicara la presencia de un problema o de un periodo desgraciado en nuestra vida que, según su estado de maduración, se hallará en sus inicios, culminando o llegando a su fin.




Absolución


Cuando soñamos que nos absuelven, ya sea otra persona, un tribunal o cualquier otra institución humana o religiosa, es que se aproxima un cambio de actitud, siempre favorable, de los demás con respeto a nosotros.

Dentro de esta tónica, las demás circunstancias del sueño servirán para valorar la importancia del cambio, que puede oscilar de la simple aceptación por los demás de alguna calidad que no se nos reconocía, hasta un cambio importante en la vida, ya sea social, profesional o espiritual.



Abuelos


Los sueños en los que intervienen nuestros abuelos o antepasados solo son significativos cuando dichos abuelos ya han fallecido y el sueño no se retrotrae a escenas de nuestra vida pasada. Suelen ser la premonición de alguna desgracia, casi siempre por nuestra propia culpa, como si se tratara de un castigo a nuestras faltas, casi siempre morales o espirituales.

Revisemos, pues, nuestra conducta y la solidez de nuestros principios morales, que a lo mejor estamos a tiempo de evitar la desgracia.



Abuelo y Nieto de Domenico Ghirlandaio, Louvre





Abundancia


Este sueño nos hace saber que estamos viviendo en una engañosa seguridad y que se acerca una situación embrollada en la que nuestros recursos materiales pueden verse menguados.



Acantilado


Soñar con acantilado quiere decir que se avecinan dificultades (o que ya existen) cuya importancia se vera reflejada por lo escarpado del acantilado y su proximidad por lo menos cercanos que nos veamos del pie del mismo.

Si en nuestro sueño estamos escalando al acantilado, a pesar de todas las dificultades que pueden sugerir, el éxito es seguro.



Accidente


En los sueños de accidentes lo primero que debemos analizar es si en nuestro interior existe cierta inseguridad respeto a nuestra capacidad de controlar nuestros reflejos y emociones, en cuyo caso este sueño refleja nuestro intimo temor, que seguramente se ha visto actualizado por la proximidad de decisiones importantes, de viajes o de causas similares.

En caso contrario, indica que en nuestro camino (profesional, personal o social) aparecerá un obstáculo importante, por lo cual debemos prestar una atención especial en los próximos días para descubrir cual es el peligro que nos amenaza.

Si escapamos al accidente es que nuestro buen sentido nos sacara de una situación embarazosa. Si nos limitamos a verlo sin protagonizarlo es que nuestra existencia se vera turbada por alguna contrariedad o humillación, pero sin que existan consecuencias ulteriores..



Aceite


Excepto cuando se sueña la rotura de un vaso o de cualquier otro recipiente lleno de aceite, lo que augura desgracia, el aceite siempre promete éxito y prosperidad, incluso cuando el aceite esta sucio o manchando papeles, ropas u otros objetos, en cuyo caso dicha prosperidad se conseguirá con malas artes.

El mejor sueño se dice que es el de que nos viertan aceite sobre la cabeza, lo que significa que nos veremos elevados por encima de nuestros semejantes.



Acelerador, acelerar


Debemos tener cuidado con nuestros arrebatos emocionales que pueden senos perjudiciales.



Acera


Al igual que en la vida diaria, la acera es una zona de relativa seguridad, si bien en sueños esta seguridad siempre es provisional y depende de lo que nos veamos haciendo en ella.

Si soñamos que nos subimos en la acera es que hemos adquirido cierta seguridad en la vida o un cierto escalafón profesional que debemos consolidar cuanto antes si no deseamos perderle.

Si nos paseamos por la acera es que nos sentimos muy seguros en nuestra posición actual, sin tener en cuenta que todo puede venirse abajo en un momento de descuido. Pero si bajamos de la acera es que a pesar de que todo parece igual que siempre, estamos a punto de de perder aquella posición que nos daba seguridad y que debemos esforzarnos en buscar que existe en nosotros, o que hemos hecho o dejado de hacer que pueda ponernos en aprieto.




Acero


Si el acero es brillante, promete un éxito gracias a nuestras propias cualidades y trabajo, pero si el acero esta empañado, asegura perdidas.

Si el acero pertenece a una arma blanca, puña, espada o sable es una intervención a la prudencia, pues nos rodea un peligro.



Achaques, achacoso


Si en sueños nos vemos achacosos y esto nos afecta vivamente es un aviso para que consultemos al medico, pues nuestra salud esta esta en peligro. Pero si el mismo sueño no va acompañado de esta impresión desagradable, sino que mas bien resulta placentero, es un anuncio de éxito económico.

Si soñamos con una o con varias personas achacosas nos proviene que se presentaran retrasos y contrariedades en nuestros proyectos o negocios.



Acicalarse


Cuando las personas que se nos aparecen en sueños van maquilladas o muy acicaladas es una advertencia de que entre nuestras amistades y relaciones existen algunas de falsas.

Si somos nosotros quienes nos acicalamos en sueños es que nos veremos forzados a nuestros verdaderos pensamientos y emociones, o que voluntariamente estamos deseando engañar o traicionar a alguien. El ambiente y el curso general del sueño nos aclara cual de estos dos versiones es la que corresponde a cada sueño en concreto.



Ácidos


Presagian querellas o engaños a corto plazo.



Aclamaciones


Cuando soñamos que somos aclamados y no podemos distinguir el rostro de quienes nos aclaman (o sus rostros no significan nada para nosotros) es señal de peligro, y casi siempre a causa de dejarnos arrastrar por nuestras bajas pasiones.

El solo hecho de oír aclamaciones en sueños - aun cuando no nos sean dirigidas - ya presagio peligro en nuestros sentimientos y deseos.

Si las aclamaciones son muy escasas o de poca duración y ademas vemos con toda claridad los rostros de quienes nos aclaman, más que un peligro predicen un éxito fugaz e intrascendente que solo servirá para halagar nuestra vanidad.



Aclarar


Un asunto sospechoso será muy evidente para nosotros.



Acogida


Ser acogidas favorablemente por un hombre nos augura que recibiremos la protección eficaz que necesitamos.

Si quien nos acoge es una mujer debemos esperar alguna infidelidad.

Si soñamos que somos mal acogidos debemos desconfiar de los consejos que recibimos en los próximos días, y antes de seguir alguno de los mismos, debemos analizarlo detenidamente.



Acompañar


Acompañar a alguien significa que recibiremos una visita imprevista que nos llenara de alegría y nos hará confidencias escabrosas que debemos guardar en secreto si no queremos lamentarlo en el futuro.



Acoplamiento


Ver animales acoplados presagio de un nacimiento en la familia del soñador o noticias de un natalicio.




Acostarse


Verse acostado solo en sueños indica un periodo de incertidumbre, de espera, ante dificultades que no nos vemos capaces de superar sin ayuda, y en espera de la misma lo único que sabemos hacer es disimular nuestra tristeza e impotencia.

Si estamos acostados en la intemperie es que lo que nos hace sufrir en realidad nos es mas que una incomodidad transitoria, sin la gravedad que nos imaginemos.

Si estamos acostados con una persona del mismo sexo, o esta se halla en la misma habitación, indica que ademas de la incertidumbre nos sentimos atormentados por lo que dirán los demás.

Si estamos acostados con una persona del otro sexo, o esta se halla en la misma habitación, es que se acerca el fin de nuestros problemas.



Acróbata, acrobacia


Ver a un acróbata haciendo sus ejercicios o vernos a nosotros mismos haciendo acrobacia nos proviene de que en la vida real estamos entrando en una situación inestable cuyo deslace se corresponderá con el del sueño.

Cuando el soñar que realizamos acrobacia nos produce una sensación agradable y ademas las realizamos con éxito, augura que en la vida real saldremos fortalecidos de la actual situación que al mismo tiempo habrá servido para fortalecer nuestra independencia e seguridad.

Si por el contrario la sensación que nos produce es desagradable o fallamos en las mismas es de temer que no salgamos con bien de la actual situación de inestabilidad y que nos espera sea el fracaso o perdidas económicas o de posición.



Actor, actriz


Si somos actores en sueños indica que sabremos maniobrar hábilmente para conseguir el éxito en una empresa en curso, ya sea de trabajo o amorosa. No obstante, si el sueño se repite más de una noche en un corto espacio de tiempo es que no podemos resolver alguno de los problemas que nos agobian.

Cuando por el contrario, vemos el trabajo de actores y actrices, lo que presagia es un simple juego de placer, distracciones frívolas junto a amigos que no son tan seguros ni tan de fiar como desearíamos, y que incluso a lo mejor se aprovechan de nosotros bajo la capa de amistad.

No debemos olvidar que en la vida real también es una pieza teatral, a veces cómica y a veces trágica y que en el fondo este sueño nos recuerda que a veces estamos fingiendo para conseguir lo que deseamos, y que otras veces los que fingen son los demás.



Acuario


Ver a un acuario con los peces nadando apaciblemente en el agua clara es un signo de tranquilidad y duradera felicidad.






Acueducto


Presagia un largo viaje de negocios cuyo resultado dependerá de como veamos el acueducto. Es decir, que si está en buen estado se lograrán la mayoría de los objetivos propuestos, mientras que si lo vemos en mal estado es de prever que resultará económicamente decepcionante.



Acumular


Si lo que acumulamos es dinero debemos tener mucho cuidado, pues amenaza una perdida del mismo.

Si lo que acumulamos son objetos es un signo de incomodidades y de que a lo mejor alguien nos prepara una zancadilla.



Acusar, acusado


Más vale ser acusado en sueños que acusar a los demás, o a ver un acusado.

Ser acusado es un buen presagio, pues implica que se evitara alguna trampa y que el ambiente general será de alegría.

Si vemos a un acusado, o somos nosotros mismos quien acusamos, augura problemas, penas e inquietudes de toda clase.



Adelgazar, delgadez


Vernos adelgazar en sueño es una advertencia de que hay que cuidar la salud pues nos ronda la enfermedad. Si soñamos que estamos delgados es que el peligro de enfermedad está muy próximo y que cuando más delgados nos veamos mayor será la importancia de la misma.



Adiós


Soñar que alguien se despide de nosotros indica que abandonaremos un hábito, una costumbre perniciosa, que nos hemos liberado de algo que nos obstaculizaba en nuestra vida, o simplemente que vamos a perder pronto de vista a alguien que nos resulta antipático.

Si somos nosotros los que decimos adiós a una persona indica que no tardaremos en volver a verla, y si con el adiós se mezclan las lagrimas es que ademas nos espera una gran felicidad.



Adivinar, adivinación


Soñar que consultamos el horóscopo, las cartas o que acudimos a cualquier otro medio de adivinación, es presagio de angustias, inquietudes, retrasos o indecisiones.

Si somos nosotros los que precedimos la suerte a otras personas es que las mismas no tardaran en sernos de utilidad.




Admirar, admiración


Si en sueños sentimos admiración por algo o por alguien es que existe alguna persona que intenta ejercer sobre nosotros una influencia que quizás no sea tan buena como parece.

Si nos sentimos admirados, ¡Cuidado! Quizá tengamos una opinión demasiado buena de nosotros mismos, y tampoco es bueno.



Adolescentes


Cuando una persona soltera (especialmente si ya es de una cierta edad) sueña con adolescentes del sexo opuesto es que su soltería es debida a que en realidad no podrá conseguir a su cónyuge ideal, pues sentimentalmente aspira a una perfección que no se puede hallarse.

Así pues, es un llamada de atención para que seamos más realistas, que dejamos de soñar con ideales imposibles y nos conformemos con la pareja que podamos hallar, a menos que preferimos quedarnos solteros toda la vida.



Adoptar, adopción


Ante este sueños hay que tener en cuenta si en la vida real no se tiene hijos a pesar de desearlos, con lo cual el sueño sería una expresión de este deseo no realizado y aconseja pensar e la posibilidad de una adopción.

En caso contrario, significa que estamos aceptando cargar con responsabilidades que no nos corresponden, lo que tanto puede reportarnos admiración de los demás como ser la causa de dificultades, obstáculos y penalidades, por lo que se impone meditar bien el alcance de nuestras verdaderas responsabilidades.



Adorar, adoración


Adorar en sueños a otra persona pronostica que sufrimos una traición sentimental sin gran importancia, que sin llegar a turbar nuestra felicidad se limitara a causarnos un despecho pasajero.

Si se trata de la adoración a una imagen religiosa, a Dios a la Virgen, es un indicio de tranquilidad, alegría, contento, y paz del alma.




Adormidera


Una decepción sentimental puede alterar vuestra salud.



Adornos


Buen sueño para las mujeres, a menos que dichos adornos parezcan muy pesados. No obstante, para una mejor interpretación del sueño debe consultarse el nombre (o los nombres) de los adornos que se han visto en sueños.



Aduana, Aduanero


Soñar que estamos en una aduana y el aduanero registra nuestras pertenencias es un sueño que suele aparecer cuando estamos en vísperas de cambio de empleo, de casarnos o de cualquier otra ocasión en que se anuncia un cambio importante en la situación social, profesional, o simplemente de cambio de domicilio.

Su significado dependerá de las sensaciones que lo acompañen. Si son positivas y agradables presagian que el cambio sera feliz y comportará una mejoría en todos los conceptos; pero si por lo contrario son de la angustia y malestar es que se nos hará bastante difícil el adoptarnos a la nueva situación.

Como en todos los sueños de este tipo, si la angustia y el temor llegan a ser excesivos, o si este sueño u otros similares se repiten en el curso de unos pocos días, quizás lo mejor sería evitar o posponer un cambio que ya inconscientemente tememos que resulte altamente perjudicial.



Adular


Soñar que adulamos por interés mundano y vanal indica que nos ocurrirá algo desagradable pero no realmente grave. Como máximo puede consistir en una humillación que nunca ira acompañada del desprecio de los demás; es decir, no pasara de ser una cura de humildad.

Pero si lo hacemos sinceramente, reconociendo méritos verdaderos (aunque sólo sean soñados), significa que obtendremos aquello que deseamos.

Por el contrario, sentirse adulado es de mal augurio y nos advierte que en la vida debemos desconfiar de la persona que nos adula en sueños.



Adulterio


Cuando en sueños cometemos adulterio, en realidad estamos demostrando nuestra disconformidad o insatisfacción por algún rasgo del carácter o comportamiento de nuestra pareja.

Un estudio de la persona con la cual cometemos el adulterio y los detalles del mismo nos servirá para ver cuales son las diferencias esenciales entre ella y nuestra pareja en la vida real y, con ello, los motivos o las carencias causantes de nuestra actual insatisfacción.



Adversario


Soñar que en una lucha vencemos a nuestro adversario significa que nos ocurrirá algún contratiempo, mientras que si quien vence es nuestro adversario seremos nosotros quienes conseguiremos un importante triunfo en la vida real, o cuanto menos lograremos acrecentar notablemente la confianza en nosotros mismos.



Adversidad


Soñar que nos hallamos sumidos en la adversidad significa la inminencia de un éxito inesperado.



Afectación


Un lió sin consecuencias turbará nuestro reposo durante algún tiempo.



Afilar


Si soñamos que estamos afilando un instrumento cortante, aun cuando se trate de una herramienta de trabajo, significa que en nuestro interior existen sentimientos agresivos que debemos controlar antes de que lleguen a cristalizar contra determinada persona.

Si vemos a otra persona afilando un objeto es de temer que desee perjudicarnos.



Afinar


Soñar que afinamos un instrumento musical es indicio de que ha llegado el momento de reconciliarse con aquel amigo o familiar del que nos habíamos distanciados.



Afonía


Hallarnos afónicos en sueño es un aviso de que no tardará en verse amenazada nuestra independencia.



Afrenta


Sufrirla es que existen posibilidades de obtener un beneficio inesperado. Por el contrario, si somos nosotros quien infligimos una afrenta a otra persona, se trata de un aviso de que debemos ser muy prudentes en cuestiones de dinero, y para que evitemos toda disputa que pudiera finalizar el pleito.



Ágata


Un obstáculo o una corta enfermedad podrían atravesarse en nuestro camino, pero además de superarlo fácilmente, es de esperar que una persona muy querida nos ofrezca un obsequio.

Esta interpretación sólo es válida si el ágata atrae con fuerza la atención del soñador; de nos ser así, debe consultarse la palabra JOYAS.



Agenda


Se producirá una cita galante, o quizás alguna ligereza de conducta, o un gasto excesivo. Pero, sea lo que sea, debemos evitarlo si deseamos preservar la paz de nuestro hogar.



Agonía, agonizar


Es un cambio penoso que en realidad augura un cambio radical en la vida del soñador.

Así, por ejemplo, si estamos enfermos y soñamos que agonizamos, lo que presagia es una pronta curación. Si ya estamos sanos, debemos vigilar nuestra salud, pues amenaza la enfermedad.

Si quien agoniza es otra persona es su actitud hacia nosotros la que sufrirá un cambio radical, es decir, que algún amigo se volverá contra nosotros, o al menos se distanciara, o será algún enemigo el que se arrepentirá de su actitud y deseará ganar nuestra amistad.



Agresión


Si somos nosotros los agredidos significa que recibiremos una ayuda inesperada que nos permitirá culminar nuestros proyectos; pero si la sensación del sueño llega a hacerse muy angustiosa es que el infortunio amenaza a alguno de nuestros amigos.

Si los agresores somos nosotros es que nuestros proyectos no se realizarán por un exceso de precipitación, pero no debemos lamentarnos ya que a lo mejor esto nos permite emprender algo mejor.





Agricultura


Soñar que somos agricultores es signo de perfecta y apacible felicidad; no obstante, es muy importante tener en cuenta como aparece la tierra que cultivamos, ya que ella refleja nuestra actitud ante la vida.

Si el campo esta bien cuidado y floreciente es que nuestra felicidad proviene de que estamos luchando y aprovechando a tope nuestras cualidades y posibilidades, mientras que si el campo lo vemos yermo y descuidado, es que nuestra felicidad es la negligente o del conformista, que prefieren la tranquila comodidad al progreso por el trabajo.




Agua


El agua simboliza la vida, los sentimientos, la fecundidad y la abundancia. Por ello todos los sueños en los que el agua tiene un papel predominante deben ser interpretados sobre estas premisas, y pueden ser infinitamente variadas. Veamos alguno de ellos.

Cuando el agua es clara y límpida, tanto anuncia una larga vida, feliz y aplacible, como la pureza de nuestros sentimientos. En cambio si es turbia, sucia, estancada o corrompida, pronostica males y desgracias, por lo general más de carácter moral o de salud que económicos.

Recibir agua en un vaso o en otro recipiente semejante indica salud, alivio y consuelo para un pobre, matrimonio para un soltero, preñez para una casada ( especialmente si es el marido quien llena el vaso o se lo ofrece ). Pero si el vaso cae y se rompe sin que las aguas se desparramen, es que el parto ira mal y si bien el hijo se salvara correrá peligro la vida de la madre. Por el contrario si el agua se derrama y el vaso no se rompe, peligrara la vida del hijo y no de la madre.

Si alguien nos lleva un recipiente con agua a nuestra casa y lo guardamos sin beber del mismo, indica avaricias; que los bienes que bienes que estamos acumulando serán disfrutados por otras personas.

Si somos nosotros quien llevamos el agua a otra casa y aceptamos que nos sea pagada, lo que venderemos en la vida real sera nuestra honradez, nuestra pureza. En cambio, si el agua es para dar de beber a quien se la llevamos, es signo de piedad y de religiosidad.

El agua de lluvia presagia abundante cosecha para la comarca si la vemos caer sobre un campo cultivado, y trabajo y bienestar si cae en la cuidad. Pero si el agua cae, se empapa en la tierra y desaparece de inmediato, perdida de bienes, humillaciones y quizás indigencia.

Cuando vemos caer agua dentro de una casa (goteras) sin que llueva, anuncia duelo en dicha casa, por si solo cae de una gotera, se limitara a presagiar sufrimientos y peligros para el soñador.

Si el agua ya sea de lluvia, de goteras, o de un grifo abierto corre por la casa es un mal presagio, que muchas veces consiste en que no se tendrán mas hijos, si inunda la casa: enfermedad grave o robo. Si en la casa ya existía un enfermo, anuncia grave peligro para su vida. Si vemos que el agua mana de las humedades de las paredes, por poca que traspase, indica duelo por parientes o amigos.

Ver que mana una fuente de agua dentro de la casa o de una propiedad del soñador es anuncio de gran prosperidad material, acompañada de felicidad, alegría y de buenos sentimientos.

Caminar sobre el agua indica que se esta atravesando un periodo peligroso, pero si se llega a tocar tierra es que las cosas se consolidarán, en cambio, si nos hundimos: es grave peligro, que puede ir desde la supeditación, a los demás al fracaso o incluso a la muerto.

Ver a una gran extensión de agua agitada por fuerte oleaje presagia penas y sufrimiento, mientras que si el agua es tersa, apacible y agradable es tranquilidad, felicidad y bienestar. Si al mirarnos en el agua esta nos refleja claramente, indica que se conseguirá la riqueza, si nos refleja mas hermosos de lo que somos en la realidad es que hallaremos gran ternura y amor en los demás.

Beber agua fría o fresca presagia salud y prosperidad , pero si es caliente anuncia enfermedad, mientras que si hierve es que la cólera es tan violenta que nos perjudicara a nosotros mismos.

Bañarse en agua fría presagia incomprensión; en agua templada felicidad y alegría; en agua muy caliente o hirviendo separación o divorcio.

Ya hemos dicho que toda agua que no sea clara y límpida pronostica males, como:

*Amarga, turbia o amarillenta: enfermedad.

*Corrompida: vivir con la rabia en el cuerpo.

*Hedionda: bienes mal adquiridos.

*Estancada: pérdida de libertad.

*De un pozo salado (no al del mar): penas.

*Negruzca: matrimonio desgraciado, hundiendo del hogar.

En cambio, existen dos tipos de agua benéfica:

*Agua mineral: convalecencia, mejoría de salud.

*Agua bendita: salud física y espiritual.








Aguardiente


Véase LICOR.




Águila


El águila es uno de los símbolos más tradicionales y universales que existen y para descifrar su significado en sueños debemos tener en cuenta algunos principios importantes.

El águila se corresponde al espíritu de conquista, de poder y dominio y como tal, es un símbolo de triunfo, triunfo que estará suspendido a la actitud y movimientos de la águila. Pero el águila es también un ave rapaz, por lo que su aparición puede acarrear angustia, simbolizar todo aquello que nos causa temor; por ello, el sueño sera positivo si nos identificamos con el águila, y negativo cuando nos inspira temor o dolor.

Por el águila también se puede representar el vuelo más exigente del espíritu, por lo que la aparición de un águila volando tranquila y solemne en lo alto del firmamento puedo indicar que en la vida real estamos a punto de sacrificarlo todo por una idea, por un designio, por un único ideal, con todo lo que ello comporta de bueno y de malo.

El águila también representa la libertad con responsabilidad, y por ello, cuando en los sueños de un adolescente aparece un águila que les ataca y picotea- casi siempre en el corazón- el sueño simboliza los problemas emocionales a que les expone el despertar de los sentidos, con el deseo de amar y ser amados, pero sin verse capaces de asumir las responsabilidades que un verdadero y maduro amor lleva consigo.

El vuelo de águila que vemos en sueños debe interpretarse analógicamente con los asuntos del soñador; así, la altitud del vuelo es proporcional a la importancia de los acontecimientos que se preparan, del mismo modo que la rapidez del vuelo lo que es de la de los acontecimientos.

Así, ver volar a un águila ascendiendo en el cielo es un indicio de que se conseguirán los objetivos propuestos.

Si vuela lentamente y a veces interrumpe su vuelo quedando inmóvil en el cielo, anuncia lentitud y retrasos, si llega a inmovilizarse por completo, imposibilidad de alcanzar el fin propuesto. Su caída presagia la de nuestros proyectos.

Si lo vemos volando con su presa es que debemos tener cuidado con nuestros enemigos, si la vemos devorarla, tanto significa nuestro triunfo como nuestra desgracia; como hemos dicho anteriormente, ello depende de que el hecho nos causa alegría o temor.

Si soñamos que se alabanza pesadamente sobre nosotros, augura la desgracia. Si nos hiere, adversidad, cuya gravedad sera paralela a la gravedad de las heridas recibidas, si estas son en la cabeza o en la cara el peligro es grave, si se posa en nuestra cabeza, según algunos autores, presagia una muerte en la familia.

Un águila encerrada en una jaula es una amenaza de humillación, de dominio o quizás hasta de explotación.









Agujas


Las agujas reflejan aquellas amarguras reprimidas, pero de escasa importancia, que nos ocasionan las pequeñas intrigas, humillaciones y maledicencias que hallamos en nuestro camino.

Cuando las agujas soñadas so de ganchillo o de tricotar, se refieren a aquellas intrigas o maledicencias que se desarrollan a espaldas nuestras, pero que nos llegan.

Las agujas de coser, cuando están enhebradas son de buen augurio, y coser con ellas presagia una mejoría de la situación, o la reunión y consolidación de aquellos bienes que poseíamos dispersos o desordenados, mientras que si están sin hilo, rotas o si nos pinchamos con ellas, son de mal augurio por mantener el significado general de <<pinchazos>> de la vida.

Si se trata de alfileres, lo que presagian las pequeñas decepciones, dificultades y preocupaciones que nos causan los amigos, pero que en realidad carecen de importancia.




Ahijado, ahijada


Una fiel amistad nos será de gran ayuda próximamente.


Ahogado, ahogarse


Ver a un ahogado, aun cuando no es un sueño agradable, indica un buen presagio, pues anuncia una herencia o la obtención de un buen cargo o empleo que estaba ocupado por alguien que ha muerto o que pronto morirá.

Ahogarse implica contrariedades en los negocios, en la amistad o en el amor. Pero si este sueño se produce cuando estamos inmersos en pesadas ocupaciones en la vida real, es un aviso de que debemos tomarnos un descanso o unas cortas vacaciones si queremos evitar graves pérdidas, pues hemos llegado al limite de nuestras posibilidades, físicas y mentales.


Ahorcado


Ver a uno o varios ahorcados presagia procesos, perdidas de dinero, herencia que nos escapa, amistad traicionada.

Soñar que estamos ahorcados es indicio de próxima elevación y de recuperación de cosas perdidas.




Aire


El aire, como tal, raras veces aparece en los sueños, y cuando llega a ser visible es como una brisa temblorosa, tanto límpida y transparente, como teñida de diversos colores y aspectos.

Cuando es perfectamente límpido y apacible augura un periodo prospero, un viaje feliz o la recuperación de algo perdido. A veces, incluso parece perfumado, lo que todavía es mejor presagio, pues indica serenidad, relaciones con gente importante y éxito en los negocios.

Pero si este aire límpido y claro esta agitado anuncia un peligro próximo, seguramente una enfermedad; si se percibe como notablemente frío puede anunciar una perdida, seguramente un amigo sincero.

Si el aire oscuro, casi negro, que llega ocular el cielo, indica desavenencias y discordias con nuestros superiores, si posteriormente este aire se aclara es que estos problemas fueron debidos a malos entendidos y todo se solucionara finalmente.

Si el aire es brumoso nos advierte que seamos prudentes ya que son de temer peligros por falta de circunspección.

Cuando el aire está teñido por una coloración rojiza es que son de esperar calamidades públicas, disturbios o revueltas en el lugar de nuestra residencia.



Ajedrez


A pesar de que todos los sueños en que aparecen juegos de habilidad y de calculo presagian alegría, placer y amistad, soñar que jugamos al ajedrez indica además que no debemos quebrarnos inútilmente la cabeza, pues todo saldrá de acuerdo con nuestros cálculos.






Ajuar


Preparar, mostrar o cuidar el ajuar es un excelente pronóstico de íntima felicidad.



Alabanzas


Si en sueño recibimos alabanzas es una advertencia de que en la vida real también recibimos lisonjas, pero no debemos confiar en las mismas, pues pueden ser interesadas.



Alas


La alas son el signo de la victoria, el aviso de que ha llegado el momento de lanzarse a la acción, pues la obtención de un trabajo provechoso o una promoción en el actual iniciará un buen cambio en nuestra situación.



Albornoz


El albornoz siempre indica indolencia o descanso.



Alcachofa, alcachofar



Del mismo modo que para alcanzar el corazón de la alcachofa es necesaria mucha paciencia e ir eliminando sus hojas una a una, para alcanzar el corazón (o el sexo) que deseamos, también debemos ser pacientes y persistir en nuestras pruebas de ternura.



Alcornoque, corcho


La corteza del alcornoque, el corcho, simboliza la ligereza; por ello, soñar con él indica que sentimos el corazón ligero como el de un adolescente, y si todavía lo somos, que nos embarca la alegría de vivir.



Alfombra


Soñar que caminamos sobre una alfombra indica que conseguiremos vivir con la holgura gracias a nuestro trabajo, y como mas gruesa y mas extensa sea, mayor será nuestro bienestar.

Pero si la alfombra está extendida donde no debiera (en la calle, por ejemplo) indica que para conseguir este bienestar estaremos dispuestos a recurrir a cualquier medio.



Alforjas


Si vuestra alforjas aparecen vacías en el sueño, al igual que en la vida real, es un signo de pobreza y dificultades; en cambio, si están llenas es signo de riqueza.



Alianza


También, al igual que en la vida real, la alianza es una promesa de matrimonio, y lo que suceda en el sueño con la alianza será lo que ocurra a nuestras esperanzas de esposar a la persona amada.



Almadía


Soñar que nos hallamos en una almadía a merced de las olas es una señal de peligro, de indecisión, de que nos hallamos enfrentados a acontecimientos que pueden cambiar el curso de nuestra vida, o que al menos nos lo parecerá.




Almendras, almendro


Soñar que uno o varios almendros en flor, especialmente si el sueño tiene lugar en primavera, pronostica la feliz realización de nuestros proyectos; pero si vemos caer la flor o las almendras antes de que maduren; pero si vemos caer la flor o las almendras antes de que maduren, es inicio de próximas decepciones.

Ver las almendras, sin tocarlas, presagia dificultades, si las recogemos, es que nos espera una felicidad algo pálida, pero sin nubarrones.

Si extraemos las almendras de su cáscara para comerlas nos promete ganancias y beneficios cuya felicidad o dificultad con que las saquemos de la cascara.

Si las almendras salen amargas anuncia desavenencias y disturbios familiares que, afortunadamente, no tendrán graves consecuencias.




Almizcle


El almizcle es el olor de la voluptuosidad y de las pasiones sensuales.

Likes

Comments