2 días cargados de ilusión, vivencias, sentimientos, celebraciones, confianza, ganas, motivación, y hasta, un cumpleaños.

Comenzó un martes 12 de Julio a las 5.30am cuando con más sueño que con ganas, me levantaba, me vestía y ponía rumbo a Madrid, a la calle Serrano 75, para pasar, la temida y a la vez gloriosa, ENTREVISTA EN LA EMBAJADA, proceso obligatorio para ir a Estados Unidos por un periodo superior a 90 días.

Filas, colas, controles, preguntas, y tras dos horas y poco, por fin lo había conseguido, tenía mi visado, de momento no lo tengo, pero si tengo el OK.

Con todo eso, conocí a las personas que a partir de ese día tendrían una cosa en común conmigo, YEAR ABROAD. Eramos el grupo, Estados Unidos 4ever en el Whatsap.

Al día siguiente y siguiendo la rutina de los madrugones y sin apenas haber dormido nada la noche anterior, llegamos a las reuniones, convalidación, american lifestyle, rutina, seguro medico y un sin fin de aspectos más de los que no podría destacar.

Después de todo eso, empezó el periodo de convivencia donde unos cuantos estudiantes de intercambio nos amontonábamos en la recepción del hotel para hacer el “Check in” donde minutos mas tarde subíamos de camino a la habitación para pasar un rato divertido.

Como pequeña reflexión de estos dos días de orientación:

Tengo que destacar la unión con el grupo “Julio 2018”, como personas desconocidas llegaban a ser personas “de toda la vida”, gracias por esos dos días cargados de victorias.

Nos vemos muy pronto chicos, no puedo estar mas agradecida de tener a gente que comparte y entiende todo esto.

Se me olvidaba, conquistar Oklahoma, Florida, Teneesse, Michigan, Illinois, Ohio, Iowa, Maryland, Wyoming, Montana, Indiana, Kansas, Texas y si me olvido de algún estado más perdonarme…

You can see the blog about the orientation and embassy

I will miss you !

Diseña tu blog - elige entre un montón de plantillas listas para su uso en Nouw o diseña la tuya propia con el método de "apuntar y pinchar" - ¡pulsa aquí!

Likes

Comments

No se como empezar a escribir, no se como hacer de esto una realidad, no se poner el principio de esta entrada, una entrada dedicada a todos VOSOTROS.

Probablemente este año haya sido en el que mas nos hemos unidos, en el que mas hayamos discutido, en el que mas hayamos cambiado, quedado, probado y hasta incluso experimentado nuevas cosas.

Esto esta llegando al final, y cada día que pasa es un día menos para despedirme de vosotros, para deciros adios, para romperse un trocito de mi corazón y dejarlo ahi con vosotros durante mi año.

Si cambiamos las unidades de la suma 1 + 1, el resultado no dará 2, sino dará la suma de todos vosotros, chicos y chicas. Dara un resultado de infinitos momentos vividos, fotos tomadas, fiestas, quedadas, hasta incluso algun que otro enfado, pero mejor quedarse con la parte buena en la que la balanza tira hacia esa dirección.

Una dirección en la que la palabra GRACIAS esta presente, y contiene: Gracias por formar parte de mi ultimo año de colegio en España, Gracias por consolarme, por guiarme, por regañarme y por aconsejarme, Gracias por levantarme cada vez que caía, Gracias por salir de fiesta, por bailar y por gritar, Gracias por compartir mi locura, Gracias por ser parte de mi día a día, Gracias por secar mis lagrimas, Gracias por celebrar, por animar. Me falta tiempo, espacio e incluso palabras, para seguir agradeciendo a vosotros todo esto.

Cruzare los dedos y confiare en el destino, para seguir teniendo un grupo de amigos como vosotros a la vuelta, estoy orgullosa de formar parte de el.

Seguir teniéndome presente, aunque sea a miles de kilómetros de distancia, descansar este año que la vuelta esta mas cerca de lo que creéis.

Luchar, estudiar, trabajar, atender, beber con control, salir, bailar, graduaros, disfrutar y sobre todo confiar en vosotros mismos, podéis, lo tenéis casi conseguido, vuestro futuro esta a un paso.

No lo olvidéis, os voy a echar muchísimo de menos.

Os quiero.

Likes

Comments

El final de este curso, de este largo camino, que he ido construyendo durante todos estos años, esta llegando al final…

Con las clases finalizadas y a unas horas de empezar exámenes -esos que van a marcar parte de mi futuro- me paro a pensar en todos los años que he estado en este colegio, en mi colegio.

Mi colegio me recibió en 2010, unos días lluviosos de Septiembre, recuerdo subir por la “rampa” con mi uniforme nuevo, con mi mochila nueva, con mi coleta y dispuesta a afrontar aquel primer día en él. Los días, los meses y los años pasaron y en un abrir y cerrar de ojos, estaba sentada en el Salon de Actos con mi orla de fin de primaria y con la cuenta atrás de ese magnifico viaje, porque sí, lo fue.

Y en un momento a otro, estaba subiendo las escaleras de mi nuevo pabellón, donde me acogería durante los próximos cuatro años. Cuatro años cargados de profesores, clases, nuevas rutinas, nuevos amigos y alguna que otra caída. Pero esas escaleras terminaron en un escenario un día bastante caluroso donde llevaba mi uniforme y con ello mi orla, lo había conseguido, había terminado mis estudios obligatorios.

Con ello supuso la entrada a mi nueva meta, donde no tenia ni la menor idea que no la terminaría ahi, en mi cole de siempre, sino que viviría mi sueño, lo estudiaría fuera.

Han pasado mas de 9 meses, ha sido el tiempo más rápido que he vivido, no se si porque me pasaba las horas estudiando o porque realmente lo he disfrutado, estoy orgullosa de eso.

Hoy se cierran las puertas de esta etapa aquí, hoy se cierran las puertas de mi colegio, hoy se cierran las puertas de todos los años vividos.

No más broncas en conjunto, ni mas días de piscina a las 8 de la mañana, no mas vueltas a la pista, ni mas colas en la cafeteria, no más debates de futbol o cualquier otro tema, ni fiestas por no tener séptima; esto ha terminado, gracias por formar parte de este camino.

I will miss you

Aitana

Likes

Comments

​100 días para que ese avión despegue rumbo a mi nuevo hogar. No os voy a mentir si os digo que no estoy preparada, que no me lo creo (bueno para que engañarnos, no me lo quiero creer vaya). No puedo entender como 5 meses y medio se han pasado a esta velocidad, si hace nada estaba haciendo la prueba de ingles confundida, perdida, inquieta y me abalanzaban miles de preguntas acerca de esto.

Parece que hace dos semanas recibía la noticia de poder vivir mi año en Michigan, a casi 8000km de mi casa, empezaba a experimentar el inicio de esta aventura.

Es increíble que hayan pasado 5 meses y medio, es que jamás pensaría que el tiempo podía pasar tan rápido.

Recuerdo la primera reunión, las primeras inquietudes, las primeras veces que lo dije, la primera conversación con la que será mi familia americana, las primeras vacunas, los primeros miedos, pero sobre todo recuerdo la primera vez que lo acepte; di un paso mas en mi vida.

No os voy a mentir si os confieso de que tengo miedo, miedo de echar de menos, miedo de la soledad, miedo de la distancia, miedo del idioma, miedo de llorar, miedo de perder a seres queridos, miedo a no saber a hacer algo, miedo de caer y miedo de no levantarme

Pero también tengo inquietud, inquietud de de poder forjar grandes amistades, inquietud de vivir nuevas experiencias, inquietud de explorar lugares nuevos, inquietud de saber defenderme en una lengua que no es la mía, inquietud de poder secarme las lagrimas y decir: “es mi año”, inquietud por ganar en victorias, inquietud de saber luchar, levantarme y comerme el mundo y sobre todo:

Inquietud a saber dar respuesta a ese adiós que me romperá el corazón, y que se quedará durante este año en aquel parte del aeropuerto donde en 100 días lo haga.

Actitud y ganas son la clave, y no olvidar ningún día ser feliz, porque entonces sería un día perdido, es una experiencia que todo el mundo necesita vivirla para comprender lo que se siente.

100 días en los que no quiero pensar en la despedida, sino en cómo aprovecharlos hasta que ese avión despegue rumbo a Michigan.

Familia, amigos, un poquito mas de paciencia, soportarme en estos días en los que mis lágrimas se apodera de mis ojos, en esos días que no quiero despedirme de nadie, mientras tanto aguantarme porque vamos a comernos el mundo juntos.

Likes

Comments

4 meses para despedirme y 4 meses para decir adiós,

4 meses para dejar mi hogar y 4 meses para coger ese avión

4 meses para embarcarme en la experiencia de mi vida.

Todas las preguntas que se hicieron mías nada más aceptar el programa, empiezan a repetirse constantemente, con un destino fijo y una host family encantadora, los días empiezan hacerse cortos y rápidos.

Puede que parezca una tontería pero cada vez que recibo un correo de la agencia o de mi coordinadora, las mariposas en el estómago empiezan a volar, de ver que nueva y buena noticia me deparará…

No es fácil como en un año, estos días serán el descuento para volver a casa, a mi hogar, para reencontrarme con mis amigos y mi familia, pero también para despedirme, para dejar atrás el hogar al que haré mío durante mis próximos 11 meses.

A veces, me paro a pensar de como será el año que viene, cuantas experiencias nuevas tendré, cuantos lugares nuevos descubriré, cuantas personas nuevas conoceré, cuantas comidas probaré y cuantos momentos viviré.

Likes

Comments

Hay a veces, que el destino te pone a gente en tu camino de la cuál no tienes ni la más remota idea de que existía.

Querida amiga:

Cuando mi cabeza andaba completamente loca por aceptar o rechazar esta experiencia, conocí a una persona que no tenía ni idea de que iba a compartir este sueño.

Hace 7 meses, nos conocimos. Hace 7 meses, tomamos una decisión. Hace 7 meses, nuestras vidas coincidían en un mismo punto, y esa era, A YEAR ABROAD.

Con miedo e ilusión tomamos una decisión, aunque fue algo dura, no nos imaginábamos que el tiempo pasaría tan rápido y que nos faltarían mas de 24 horas, para disfrutar del día. Luchábamos por no derramar lagrimas en cada vacuna que nos ponían, por no imaginarnos un año sin nuestra familia, por aquellos momentos de agobio en los que el dossier era infinitamente largo y sobre todo de que no sabíamos cuando llegaría el momento de conocer, a la que es hoy nuestra segunda familia.

Y el tiempo pasó, Enero, Febrero y se detuvo en el 10 de Marzo, cuando tu vida dió un giro de 360 grados, en el que aquel mapa en blanco que imaginabas de Estados Unidos en tu cabeza, se paró en un lugar, ARKANSAS.

Tenemos fecha de salida, pero no tenemos fecha de regreso, nos quedan menos de 4 meses, menos de 150 días, para separarnos, para decirnos adiós, para vivir esta aventura por separado, pero siempre juntas – aunque suene algo irónico –

Disfrutemos del tiempo, disfrutemos de cada quedada, de cada comida, de cada momento por vivir, disfrutemos por quedarnos afónicas en cada fiesta, por revivir cada momento perdido aquí, por cada llamada llorando, por los nervios, por la cita embajada y sobre todo DISFRUTEMOS DE LA EXPERIENCIA QUE VAMOS A VIVIR, tenemos que estar muy orgullosas de que nos hayan dado esta oportunidad.

Te quiere, tu amiga.

Aitana.

Likes

Comments

exchangestudent

Hay ideas que surgen repentinamente en un momento de la vida, y que de igual modo, se ponen en práctica. Otras, sin embargo, es como si siempre hubieran estado ahí, latentes, esperando el momento justo para salir a la luz.

Este es mi caso, un año atrás empezaba a contar los días para viajar por primera vez sola y vivir una experiencia de la cuál no tenia ni la más remota idea de que al final de esas intensas semanas de mejorar mi ingles, conocer lugares nuevos, probar nuevas comidas, y experimentar iba a cambiar el rumbo de mi vida…
Y sí, lo cambió…

He dejado atrás un país completamente diferente al mío, he dejado una segunda familia y me he despedido de grandes personas y amigos, pero he sabido que volvería, volvería a pisar Estados Unidos, volvería a comer esa comida americana que tanto me gustaba, volvería a pensar y soñar en ingles, pero no sabia cuanto tiempo iba a estar sin hacerlo…

Por eso mismo, os hago saber, que voy a cumplir uno de mis grandes sueños, un sueño que llevo luchando día a día, voy a vivir mi verdadero American Dream.
Por eso desde hace unos días, hago la cuenta atrás, para coger el avión que me llevará al otro lado del mundo durante un año.

Me esperan 11 nuevos y largos meses cargados de nueva cultura, nuevos estilos de vida, nuevas experiencias, nuevos lugares, nuevos retos…

Mas de 300 nuevos días que quedarán marcados en el recuerdo de aquel año, el año que cambió MI VIDA…

Likes

Comments